Ogier pierde el liderato tras sufrir un accidente en Croacia

Ogier pierde el liderato tras sufrir un accidente en Croacia

Ogier pierde el liderato tras sufrir un accidente en Croacia

El liderato le ha sido arrebatado al heptacampeón francés después de haber sufrido un accidente de tráfico en Croacia. Sebastien Ogier ha sufrió un choque en una vía de enlace existente entre la asistencia y el primer tramo. Todos eran conscientes de que Ogier, Evans y Neuville se jugaban todo en este rally. Todos sabían perfectamente que el asfalto comenzaría a echar chispas, pero nadie se esperaba algo así.

Este contratiempo le ha supuesto al piloto francés la pérdida de la primera posición, ya que Elfyn Evans ha aprovechado este golpe sufrido por Ogier para superarle. A pesar de que el piloto francés ha podido continuar la carrera, no ha sido capaz de remontar a su rival. El turismo que ha embestido de lado a Ogier le ha hecho perder un tiempo muy valioso, además del susto que se han llevado.

El accidente de Ogier le aleja del liderato

Sebastien Ogier se ha dado un golpe accidental contra otro vehículo que circulaba por la vía de enlace en Zagreb, carretera que se encarga de unir la salida con la primera especial. Un golpe fortuito ha sido el principal responsable de que el paisaje del Rally de Croacia se torne de color gris para Ogier, quien había comenzado la carrera con muy buen pie.

Ogier ha salido esta mañana con una ventaja de 6,9 segundos sobre Evans y de 10,4 segundos sobre Thierry Neuville, pero en este tipo de competiciones las cosas pueden cambiar muy rápidamente y torcerse en cualquier momento. Si bien es cierto que todo parecía indicar que la carrera resultaría muy emocionante e intensa desde el primer minuto, nadie podía prever que se produciría un accidente de este tipo durante la carrera.

El piloto colisionaba contra otro vehículo que circulaba a una mayor velocidad por ese mismo carril. El lado derecho de su coche quedaba dañado, pero aun así ha podido seguir la carrera. Por desgracia para Ogier, su rival Evans le ha conseguido arrebatar el liderato, mientras que Neuville se acercaba muy peligrosamente por detrás.

Por fortuna, los buenos reflejos que ha tenido el piloto han evitado que el golpe fuese aun más grave, pero no ha podido impedir la colisión entre ambos vehículos. La puerta del copiloto finalmente quedó desconchada. A pesar del susto, no han tenido más remedio que recuperarse cuanto antes y continuar nuevamente con el recorrido para no perder más segundos.

Lógicamente, no se trata de una situación única, ya que es habitual de que en este tipo de carreras puedan darse este tipo de incidentes. Es interesante volver a recordar el choque que sufrió el francés Sebastien Loeb durante el Rally de Gran Bretaña de 2011. A pesar de que jugaba el título mundial ante su rival Mikko Hirvonen, finalmente el galo localiza alcanzar lo más alto del podio.